El ´Made in Spain` más trendy

Este verano causan furor las alpargatas, espardeñas, las zapatillas camping… Hasta Chanel, un sinónimo del lujo, tiene las suyas propias!… El caso es que en España tenemos varias marcas nacionales que trabajan muy bien este tipo de calzado tan nuestro y tan de moda actualmente. Por ejemplo, una de ellas son las inconfundibles zapatillas Victoria, fabricadas desde los años 60 en La Rioja, se han renovado y han regresado con fuerza convertidas en un must de la temporada. El año pasado Victoria dobló la venta de su producto habitual y este año ya ha alcanzado la cifra de producción de 2007, a pesar de que todavía no ha empezado el calor fuerte y el verano. Su corte de lona y su piso de goma la hacen apta para todas las edades por su comodidad, ligereza, frescura, sencillez y versatilidad. Las bambas de nuestra infancia se llevan ahora customizadas, retro, graffiteras o en tonos ácidos.

victoria3

The Rice Co. presume en el extranjero de que sus zapatillas hechas a mano han heredado la esencia del mediterráneo español ya que eran las zapatillas originales que usaban los pescadores en su día a día y las que usaban dos artistas tan ilustres como fueron Picasso o Salvador Dalí.

Naguisa es otra marca de calzado que nace en 2012 en Barcelona con la aspiración de ofrecer un producto que manteniendo su espíritu artesanal, combine diseño y practicidad. Naguisa está ubicada en una antigua granja de Barcelona rehabilitada como estudio-taller. Diseños frescos, rurales y muy chic!…

Mercules nace también en Barcelona hace 3 años bajo la iniciativa de la diseñadora Mercedes Gallego. Después de formarse en diseño en la Central Saint Martins de Londres y haber trabajado para grandes como Dior, Galliano o Loewe, esta creadora triunfa con su propia firma de complementos “Made in Spain” especializada en bolsos de piel. Cada una de las piezas Mercules están hechas a mano. Destaca su sencillez en las formas, un aire cowboy en sus colecciones, los colores neutros y esa pasión por los brillos, dorados y plateados que dan un toque especial a sus creaciones.

Malababa es fundada en 1997 por Ana Carrasco y Jaime Lara en Madrid. Este ´Made in Spain` de complementos, abre su primera tienda en el corazón de Madrid en 2010, y en los meses siguientes dos nuevos establecimientos en la misma ciudad y otro en Barcelona, muy cerquita de la conocida Catedral del Mar, en pleno Borne. Hoy en día está presente en más de 50 puntos de venta nacionales y más de 100 internacionales, Malababa es una de las marcas embajadoras de nuestro país en el ámbito de la moda y el diseño de accesorios. A través de su tienda online, vende a todo el mundo.

Otro ´Made in Spain` de éxito son las gafas de sol Palens Barcelona. En este caso se potencia la marca Barcelona. Es un artículo totalmente exclusivo ya que cada gafa es tallada especialmente a mano en el taller catalán y para ello se usan las mejores maderas. Lígeras, orgánicas, cómodas, únicas, originales y muy especiales. A pesar de que el proyecto tiene poco más de un año, está teniendo mucha repercusión a nivel nacional e internacional. En 6 meses Palens está presente en más de 50 tiendas en España y se abre camino en interesantes mercados como Italia, Brasil, México y Japón. Un ejemplo más de como en este país sabemos hacer marca con pasión. En la blogosfera ya son muchas las fans de este tipo de montura tan natural.

 

El ´Made in Spain` está lleno de talento, pasión, creatividad, e ingenio combinado con el gusto por la tradición y las costumbres. España gusta en el extranjero, gusta su cultura, su clima, sus playas, su gastronomía, sus gentes y su estilo de vida. Se han incrementado las exportaciones en mercados maduros y potenciales que saben valorar nuestra marca, como America del Norte, America del Sur y Asia. Ahora, debemos creer más en nosotros mismos y apreciar el talento y el producto que se hace en casa como los italianos valoran su ´Made in Italy`. Nuestro ´Made in Spain` es todo un arte!

Made in Spain

Hace pocos días leíamos la noticia de que la industria textil se plantea devolver a España al menos el 50% de su fabricación. Esto supondría la creación de unos 100.000 puestos de trabajo y la recuperación de una industria clave para el país de la que antes formaban parte 400.000 trabajadores, siendo ahora 166.000 nada más. Es realmente una gran noticia y suena genial, ahora bien, el problema que se afronta es que hubo una destrucción masiva del tejido empresarial a nivel nacional y no quedan fábricas. La financiación no parece una opción muy viable hoy en día así que de momento «nuestro gozo en un pozo».

industriatextil

Ante la ausencia de industria en España, son muchas las empresas textiles que han visto en Portugal, Marruecos y Túnez soluciones cercanas donde poder fabricar. Esto implica adaptarse a los gustos del consumidor y poder tener maniobra rápida al desarrollar las colecciones, en resumen, ser más rentable. La crisis ya no permite fabricar series tan largas como años pasados y además la mano de obra china se ha encarecido.

La relocalización de la industria textil en España significaría además potenciar la marca España con una de sus señas de identidad: la Moda y de la mano, un «made in Spain» tan exitoso y valorado como en la industria del calzado por ejemplo. España lleva muchos años luchando por ser reconocida en el extranjero como país tradicional de moda, algo que en Francia e Italia ya va implicado en el nombre. La fabricación propia al 100% significaría un valor añadido y facilitaría la internacionalización.

Made-in-Spain

Además el 78% de los españoles afirma que está dispuesto a pagar más dinero por consumir productos fabricados en España, ya que para el 81% es importante que los productos que compran sean de origen nacional, según el estudio «Prima Made in Spain» de Opinea. El porcentaje de incremento que los españoles estarían dispuestos a pagar comprendería entre un 5% y un 15% y  la consideración del valor «made in Spain» tiende a aumentar con la edad. Debemos también tener en cuenta que el comercio masivo se está empezando a ver afectado ya que los consumidores son cada vez más sofisticados, educados y exigentes con lo que el factor precio ya no impresiona y se necesita ingenio, creatividad y talento. Hay una tendencia hacia disminuir las compras y que éstas aumenten de calidad, como vimos en el pasado post «Nueva propuesta retail: compra menos pero compra mejor».

images

El gobierno del Reino Unido ya ha impulsado un plan para promover el regreso de la producción textil al país con el objetivo de crear unos 200.000 puestos de trabajo. En un entorno de crisis como el actual, nuestra sociedad debe también plantearse la necesidad de introducir medidas que favorezcan la producción nacional e incitar a los consumidores a comprar productos fabricados en nuestro país. Ojalá la vuelta de la fabricación textil a España esté más cerca de lo que parece…